Ya, en cierto modo, me conocen. Mi nene, el Santi, sin autorización,(atrevido como siempre,) publicó el relato de mis recuerdos. Como se habràn dado cuenta, no nací ayer. Con mi amigo del alma, Häberli, que se me fue hace poco, decíamos que con Benedetti e Idea Vilariño, somos de la sub 20. Por el año en que nacimos. Los espero.Tata

sábado, 12 de marzo de 2011




Hoy es 12 de Marzo. También un día como mañana, 13 deMarzo pero de 1947, apenas 64 años atrás, me traje a la Yaya p'al rancho. Y heroicamente, pobrecita, me aguantó casi 63.
Quiero, por eso, compartir este recuerdo querido. Sé que muchos de ustedes creen en el más allá. Yo, desgraciadamente aunque quiera no puedo hacerlo. Y muchas veces, quisiera no creer en el más acá. Si existiera el más allá, la Yaya querida ya estaría diciendo, como siempre. No hay caso; este hombre nunca va a tener juicio. No aprendió en 64 años. Y yo le contestaría también como siempre, negra; por suerte. Lo de rancho es tal cual; era una casa de, como dice la canción, lata por fuera y por adentro madera. Pero para nosotros preciosa. Y, operación bancaria mediante de 200 pesos, nos fuimos (por vez primera salíamos del país) a Bs. Aires. A lo mejor tengo suerte y el Santi coloca alguna foto de ese paseo de sus papitos, para así redondear el recuerdo.

9 comentarios:

Zulymaruy dijo...

Qué genio por compartir esos recuerdos. Gracias. Vengo de lo de Santi, alguna vez me visitó Marple y bueeee. Si bien esto del ciberespacio es un mundo en mucho para"lelo", donde hay de todo como en botica, uno conoce a personas y sitios tan agradables como el suyo. Siempre me encantó que mi padre me contase sus historias, al igual que mi abuelo -gallego él- y cuando Ud. tararea la casa de lata por fuera y por dentro de madera, me hace acordar a la casa donde nací en La Teja, rodeada del hoy Dr. Carlitos Machado, William Martínez, Hugo Batalla
Pero cuán cierto que no importaban los materiales, era la felicidad que vivía con mis padres y mis amigos.
Yo creo en el mas allá cuando la nostalgia es mucha. Es algo así como intermitente, por lo que deduzco que al no tener tanto arraigo, no ha de ser una creencia, mas bien un salvoconducto para sortear ciertos momentos.
No opiné en el post de "Caín", aunque me gusta la forma franca, no rebuscada e irónica de escribir de Saramago.
Le mando un saludo y un abrazo.

Marple dijo...

Me uno a al celebración!!!
No sé si existe el más allá,nadie ha vuelto para contarlo, pero como a mí me hace feliz pensar que sí, lo creo.
¿63 años juntos? Maravilloso! Por suerte yo voy por ese camino y contando los años de novios ya van 40 años que comparto lo que venga con el mismo hombre.
Siempre me gustaron los ranchos,tal vez porque mis padres nacieron en el campo y las vacaciones de mi infancia fueron en una chacra
Ahora tenemos algo más sofisticado pero no tanto:)
Estás invitado a conocerlo.
Le creo a la Yaya , no tenés juicio,jajaj, así que te va a gustar visitarnos, porque de protocolos ...acá...nada.

Feliz domingo...Ojo!!! la Yaya te está mirando:)

El Tata dijo...

Zuly; artículo primero. El usted está total y absolutamente prohibido entre la grey bloguera. De modo que de aquí en más no podés alegar desconocimiento de causa. Y, querida, totalmente de acuerdo contigo, creo que nunca tendrá demasiada importancia la calidad de los materiales si la felicidad vive en nosotros. No seas mala; recurrir al más allá como un comodín (aunque le llames salvoconducto) cuando nos apura la nostalgia, no vale. Tenés que aprender a usar esa nostalgia para así revivir esos recuerdos y de nuevo volver a disfrutarlos. Ya lo dijo don Atahualpa. Nunca mirés para atrás para ver lo que has andado. Mirálo a tu corazón que tiene un mundo guardado de auroras y amanecidas. Y vas a ver como no necesitás del más allá. Gracias por tu comentario. Un abrazo

El Tata dijo...

Marple; no entiendo como, sin conocerme podés afirmar lo de mi falta de juicio. Todos mis conocidos, alumnos y compañeros de orquesta y quinteto pueden dar fe de mi seriedad proverbial. Me encantaría conocer tu rancho y, por supuesto, en primer lugar a vos. Pero antes tenés que conocer el mío. A ver si se ponen de acuerdo con la fecha. Gracias por tu comentario. No así por el final. Con lo de feliz Domingo hubiera sido suficiente.

Marple dijo...

Mil disculpas.
a mí me gustaría que me dijeran que mis seres queridos me están mirando, aún en tono de broma.
abrazos

El Tata dijo...

Marple; veo que vos sí tenés juicio; tanto que no te das cuenta cuando quien no lo tiene habla en broma.No me creas tan necio como para hacerte pensar que me lo tomé en serio. Perdoname. Te quiero mucho

FLACA dijo...

Tata:
Estoy segura de que lo que esta mas alla se lleva aca, en el corazon. Un abrazote.

El Tata dijo...

Flaca querida: por supuesto que es así. Pero, aunque no sé si en menor o en distinto grado,también aquellos que queremos y sabemos que nos quieren, están siempre con nosotros.

El Tata dijo...

Profe; perdón por la gaffe; donde dice aquellos que queremos, etc, debe decir: -aquellos a los que queremos-, etc.